Autopista del Misterio: en busca de los sucesos más inexplicables

Sin otras armas que un cuaderno de notas, una cámara de fotos y una grabadora, Bruno Cardeñosa, durante más de veinte años, ha recorrido miles de kilómetros y entrevistado a cientos de personas investigando experiencias inexplicables para la ciencia siguiendo un sabio consejo: “escribe todo lo que veas, todo lo que te digan, todo lo que sientas”. El fruto de este peregrinaje son estanterías llenas de documentos que contienen episodios sorprendentes que se ha propuesto compartir abriendo sus archivos y contando “aquello que he visto, oído y me han dicho”. En este libro comparte un uno por ciento del resultado de sus investigaciones, suficiente para sorprendernos con episodios en los que encontraremos: ovnis, apariciones, hombres que soñaron con el 11-S, un increíble episodio de coincidencias en el que el azar se convierte en un elemento providencial, la curiosa relación entre Gabriel García Márquez y la telepatía, premoniciones, la entrañable historia del perro “calcetines” y otras que demuestran “el sexto sentido de los animales”, Julio Verne “el distópico”, el fraude del fin del mundo, pintores del más allá, una tienda de antigüedades maldita, milagros, fantasmas, ataques de animales desconocidos o fenómenos extraños en viviendas.

11-S: Historia de una infamia

Te engañaron. Han pasado 15 años desde entonces y la versión oficial sobre los atentados del 11-S ha triunfado. Eso sí, el 11-S pasó a la historia como el comienzo de una época, que llamaron siglo XXI, en la que la mentira se convirtió en la única forma en la que el poder ha logrado sus objetivos. Han pasado 15 años desde la publicación de la 1ª edición de “11-S Historia de una infamia”, obra en la que se expone con todo lujo de detalles asuntos tan complejos como la posibilidad de que los suicidas acusados por el FBI no fueran quienes realmente pilotaron aquellos aviones; pistas sobre los negocios que unían a Bush y Bin Laden; pruebas de que nada se hizo -más bien al contrario- para evitar lo que sucedió; referencias sobre la trama empresarial y militar que se benefició con los crímenes y otras muchas revelaciones sobre cómo desde las altas esferas del poder norteamericano y saudí se protegió y ayudó a Bin Laden y al terrorismo integrista. Pruebas de cómo gran parte de las cosas que nos dijeron eran falsas. Esas informaciones siguen vigentes. Quien lo dude o no sabe o no quiere saber. O no le dejan saber.